Snacks para ardillas

¿Sabes que a las ardillas también les gustan mucho los snacks? Las chucherías son una de las comidas favoritas de las ardillas, hamster, conejos, chinchillas y todo tipo de roedores, y si quieres mucho a tu mascota, tendrás que darle alguna de vez en cuando.

Happy Mix comida para ardillas

 

Happy Mix comida para ardillas

Precio: 6,75€

Ver en Amazon

BETTASHOP Comida ardillas

 

BETTASHOP Comida ardillas

Precio: 9,99€

Ver en Amazon

Comida para ardilla Snack 400 g

 

Comida para ardilla Snack 400 g

Precio: 3,55€

Ver en Amazon

Crispy Muesli ardilla 1Kg

 

Crispy Muesli ardilla 1Kg

Precio: 2,77€

Ver en Amazon

Semillas de Comida para ardillas

 

Semillas de Comida para ardillas

Precio: 15€

Ver en Amazon

 Alimento Completo para ardillas, 1 kg

 

Alimento Completo para ardillas, 1 kg

Precio: 7,55€

Ver en Amazon

PLACIAS Comida ardilla 2KG

 

PLACIAS Comida ardilla 2KG

Precio: €

Ver en Amazon

¿Por qué darle snacks a tu ardilla?

Es cierto, los snacks suelen considerarse premios para una ardilla cuando ha hecho algo bien. No obstante, las golosinas son algo más que eso.

En realidad, son un complemento alimenticio muy importante, ya que provee a los animales de vitaminas y minerales, lo que ayuda a que se mantengan sanos y fuertes. Son suplementos nutricionales que están compuestos de semillas, frutas, verduras y que les ayuda recibir el hierro, vitamina A, yodo, magnesio y vitamina D3 que necesitan.

Los snacks para ardillas como premio

Generalmente, las chuches son utilizadas como un premio para el ardilla cuando ha cumplido una orden o una tarea. Si lees tutoriales de entrenamiento para ardillas, te dirán que es bueno darle alguna chuche a tu ardilla cuando ha cumplido la orden.

No obstante, existe un problema: el abuso de la chuchería. Tanto si lo estás entrenando como si simplemente le estás dando un snack como premio a tu ardilla, tienes que controlar la cantidad diaria. Sino, el ardilla se acostumbrará y lo único que querrá comer serán sus chucherías.

Estas son muy buenas para su salud, pero en pequeñas cantidades. Un abuso desmesurado de comer chucherías supondría que tu ardilla acabaría sufriendo sobrepeso, lo que no sería nada sano para tu mascota.

Solo los snacks de mejor calidad para tus ardillas

Generalmente, los snacks son universales en contenido, pero no le vas a dar la misma a un ardillita que a un hamster, ¿no? La barrita para un roedor nunca será la misma que la que comerá una voladora.

Por ello, en nuestra tienda tenemos snacks para ardillas de todas las especies; ardillas voladoras, antílopes, de richardson, orejona, japonesa, gigante… no importa el roedor que tengas en tu casa, nosotros tenemos los snacks de mayor calidad para ellos con las mejores ofertas y los precios más económicos del mercado.

Nunca le des snacks a tu ardilla fuera de la jaula

¿Dejas salir a tu ardilla fuera de su jaula para que pueda estirar las patas? Es bueno para su salud. Pero hay un error que nunca deberías cometer: darle golosinas mientras esté fuera de ella.

Los cuidadores novatos suelen cometer este pequeño fallo. Si tu ardilla se acostumbra a que recibirá un snack cada vez que salga de la jaula, eso le generará un hábito, y el hábito le puede llevar a la ansiedad. Además, es posible que no quiera regresar a su jaula hasta que no le hayas dado una golosina.

Tampoco debes utilizar nunca la golosina como reclamo para hacer que roedor regrese a la jaula. Las ardillas son animales muy inteligentes, y pueden provocarte para no volver al interior de su jaula hasta que no les hayas dado su golosina. Así que ten mucho cuidado con acostumbrarlo a ellas.

Durante el entrenamiento, ¿cuándo darle un snack?

Mucha gente que intenta adiestrar a su mascota le da un snack como premio cuando ha hecho bien el ejercicio. Pero esto también puede provocar una dependencia por parte del roedor y entenderá que, cada vez que haga bien un ejercicio, le darás una golosina.

Los entrenamientos para roedors suelen ser de 15 minutos diarios. En este tiempo, puede acabar recibiendo hasta más de 10 golosinas, y eso es una cantidad enorme. Solo dale una golosina cuando haga bien el ejercicio, pero según se vaya acostumbrando a la orden, reduce la cantidad. Por ejemplo, cada tres ejercicios bien, una golosina, y luego cada cinco. De este modo se acostumbrará a que la golosina solo la recibirá de vez en cuando.